Bandera Francia Paris, Francia - Embajada de Francia
     
Se encuentra aqui: Inicio > Historia > Edad Media

Edad Media en Francia

La Edad Media es un período bastante grande de la historia de Francia, en donde se destaca la importancia política, estratégica, y económica de las diferentes regiones que irán progresivamente constituyendo el Estado Francés

Edad Media

La Edad Media es un período bastante grande de la historia de Francia, en donde se destaca la importancia política, estratégica, y económica de las diferentes regiones que irán progresivamente constituyendo el Estado Francés, y dicho período se caracteriza por:

1.  La formación del espacio geográfico francés, en virtud de los tratados de Verdún en el año 843 y Ribemont en el año 880.

2.  La formación de identidad nacional frente a sus vecinos, manifestada en hitos como la Batalla de Poitiers en el año 732; la Batalla de Bouvines en el año 1214; el Tratado de Corbeil en el año 1258; el Tratado de París en el año 1259, y la Guerra de los Cien Años.

3.  El Feudalismo como realidad política consolidada.

Una buena parte de lo que hoy es Francia, la ocupan los francos y sus dinastías desde el siglo IV d.C, tendiendo a asimilar su asentamiento y la construcción de un reino y un protoesteado como el origen de Francia, sin ser tan atrevidos podemos ver que coinciden los territorios, los nombres, vagamente las lenguas, pero a pesar de todo nada tienen que ver los reinos, condados, principados, Imperios, provincias medievales, con los modernos Estados decimonónicos, por mucho que en el presente se intente buscar raíces inventadas para justificar supuestas esencias inmutables. Y lo que vale para Francia, vale para el Perú inca, la Italia romana, el Zimbabwe Zulu, la Croacia dálmata o la España celtíbera.

La nación de Francia no aparece más que muy progresivamente a lo largo de los siglos. Algunos consideran que no se puede hablar de Francia más que a partir del Tratado de Verdún (843), que sería también el origen de Alemania; otros que a partir del acceso de Hugo Capeto al poder (987) y algún otro, incluso más tarde.  La tradición de las escuelas primarias en Francia, remontan el origen del país a la unificación de los francos, de modo que la Francia de hoy es heredera del reino franco de Clodoveo, y existe sin discontinuidad desde el año 486 hasta nuestros días, donde francos, burgundios (borgoñones), vikingos (normandos), y también britanos (bretones), se fundieron con los galos en el crisol que hoy se llama Francia.

La época medieval, más que una época de formación de una entidad que podría haber sido totalmente diferente de lo que finalmente fue, es una época de dispersión, de cambio continuo, donde las unidades políticas, culturales, sociales y económicas evolucionan sin parar. Por ello prácticamente cada momento supone un mapa diferente, pero hemos de entender que los mapas con los que queremos fijar territorio, coronas y dinastías, poco significan en este momento y nada si lo equiparamos a lo que una frontera significa hoy en día. A ello ayudó que los poderes semireales no se basaran en la primogenitura, algo lógico cuando aún el rey no era más que un Primus inter pares. El modelo romano se une a la religión cristiana al sustrato que aportan los bárbaros, élite guerrera que uniéndose a la curia religiosa se convierte en cúpula de la sociedad medieval, la que progresivamente se constituirá en orden estamental.

La separación política que se lleva a cabo, tras la caída del edificio romano, va creando una sociedad rural bastante cerrada . Los lazos personales entre los campesinos y sus protectores, los guerreros, la élite galorromana mezclada con los fieros bárbaros, forman un tejido de relaciones que sin ser inmutable organiza la sociedad. Después, estos pequeños señores se subordinan a la Iglesia, y a señores más poderosos, barones, condes, duques en un complejo sistema de alianzas.

En los territorios que formaban parte de la Francia de la Edad Media reinaron las siguientes dinastías:
 

  • Los Merovingios, descendientes de Meroveo y Clodoveo.
  • Los Carolingios, descendientes de Carlos Martel.
  • Los Capetos, luego los Valois, descendientes de Hugo Capeto.


La Dinastía Merovingia

Fue la que gobernó la actual Francia y parte de Alemania durante los siglos V y VII, siendo Clodoveo I el primer rey, quien conquistó gran parte del territorio Galo entre 486 y 507, convirtiéndose al cristianismo ortodoxo (por oposición a la herejía arriana), habiendo sido bautizado en Reims, en el 496 y obteniendo el apoyo de las élites galo-romanas y estableciendo un lazo histórico importante entre la corona francesa y la Iglesia Católica.

Durante esta época, de los merovingios,  la noción de Estado desapareció, o sea el bien público heredado de la Roma antigua, que es una institución desconocida entre los pueblos germanos, que causó que imperara la confusión entre los bienes del tesoro del estado y los bienes privados del soberano, provocando que a la muerte de un rey, el reino fuera dividido entre cada uno de sus hijos.  No será hasta mucho más tarde cuando se recupere el Derecho Romano y aumente el poder del monarca para que renazca la noción de Estado y la monarquía sea hereditaria.

La Dinastía Carolingia

Cuando la época merovingia terminó, los reyes habían perdido la mayoría de su poder, mientras que los mayordomos de palacio, aristócratas francos, dirigían los asuntos del reino.  Y a pesar de que se estableció una división política entre el oeste (Neustria) y el este (Austrasia), el nombre de la Galia siguió usándose entre los cristianos hasta la dinastía siguiente de los Carolingios, cuando Carlos Martel, vencedor frente a los árabes, se hizo dueño del reino de los merovingios; su sucesor Pipino el Breve, obtuvo el consentimiento del Papa para destituir a los merovingios y erigirse en el primer rey de la dinastía en 751, y conquistó tierras lombardas creando con ellos los Estados de la Iglesia, también conocidos como los Estados Pontificios o "Patrimonio de San Pedro", pues se los donó al Papa y se declara al mismo tiempo garante de los mismos. Durante la Edad Media, la primera unión política duradera (las anteriores fueron más bien efímeras) se realizó con Carlomagno, quien además conquistó otras tierras formando un Imperio, que luego sus nietos dividieron. En el periodo carolingio se produjo un notable desarrollo de las artes y la letras, que se conoce como el "Renacimiento Carolingio".

La Dinastía de los Capetos (o Capeta)

Fue la que llegó a gobernar Francia, la cual se fue subdividiendo sucesivamente cada vez más, característica que se ha denominado "Feudalismo clásico". En todo este periodo el rey hubo de enfrentarse continuamente a los demás nobles de su reino, en teoría sus vasallos, pero que a veces adquirían demasiado poder como para desafiar abiertamente la autoridad real.

Modelo Feudal

Los filósofos cristianos como Santo Tomas de Aquino justifican una sociedad organizada en órdenes. La nobleza que controla el aparato militar y político, el clero la relación con Dios, y el tercer estado que trabaja, con los campesinos y la naciente bueguesía. El inmovilismo aparente quiere fijar las normas sociales, los lugares de las personas en el organigrama estelar. Una cosmovisión ha nacido, y durará hasta que la revoluciones burguesas y liberales la destruyan o reformen en el siglo XIX.

Una sociedad agraria servil es la norma, aunque con el paso de los siglos el comercio recupera parte de su importancia y los excedentes monetarios de la explotación campesina comienzan a concentrarse en algunas regiones como Flandes, la ciudades italianas y las grandes Ferias de Champaña, por ejemplo. Las bases del mercantilismo y del capitalismo, de la burguesía, también comienzan a ponerse en pie.

La época medieval es una época oscura, de ignorancia y servilismo, de opresión y grandes plagas. No obstante, también es una época de libertad y de aventura. Los poderes son aún limitados, la geografía es ruda e inmensa, los bosques y las montañas lugares de refugio para huidos y delincuentes, herejes y buhoneros. El modelo feudal no es unitario ni totalmente cerrado. A la opresión se opone la revuelta, a la peste, la negociación de los supervivientes.

En este periodo también se produjeron las Cruzadas y la Guerra de los Cien Años.

Las Cruzadas

Dios sobre todo:  La sociedad se teocratiza y Dios, el Dios de los cristianos domina el mundo medieval. La élite cultural se sitúa en los monasterios, y con el control cultural, el control económico. La hegemonía católica aún es débil y numerosas corrientes puritanas como los cátaros surgen y se oponen a la hipocresía clerical. La cruzada que acaba con los albigenses se basa en la lucha contra la herejía, pero también en la conquista del ducado de Toulouse por parte del Rey.

La Guerra de los Cien Años

Antes hablábamos de la conquista de Inglaterra por Guillermo el Conquistador en 1066 tras la batalla de Hastings. Guillermo se convierte en Rey de Inglaterra sin deja de ser duque de Normandía entre otros títulos.

La guerra de los 100 años fue una de las primeras guerras modernas, con gran uso de material y soldados. Aquí tenemos una revisión netamente romantizante de la guerra. En el siglo XIX se idealizará, sobre todo la figura e importancia de Juana de Arco.

Además, Francia inventó el arte gótico, y hubo tiempo en el que con toda Europa fue víctima de la peste bubónica, epidemia que fue llamada la "Peste negra". También participó del Humanismo que sería precursor del Renacimiento.
 

 

Te amo en frances

Te amo en francés: en esta página encontrarás una guía para aprender a decir te amo y otras lindas frases en francés.

 

 

 
Francia  ∙   Historia  ∙   Gobierno  ∙   Geografía  ∙   Economía  ∙   Cultura  ∙   Demografía  ∙   Embajadas y Consulados  ∙   Pasaporte y Visas  ∙   Turismo  ∙   Ciudades  ∙   Regiones  ∙   Departamentos  ∙   Enlaces  ∙  
Enlaces de interés:
Embajadas y Consulados de Francia:
 
América del Norte América Central América del Sur   Caribe  
Canadá
México
Estados Unidos
Guatemala
El Salvador
Honduras
Nicaragua
Costa Rica
Panamá
Argentina
Bolivia
Brasil
Chile
Colombia
Ecuador
Guyana Francesa
Paraguay
Perú
Suriname
Uruguay
Venezuela
Antigua y Barbuda
Aruba
Bahamas
Barbados
Cuba
Curaçao

Granada
Haiti
Jamaica
Puerto Rico
República Dominicana
San Vicente Granadinas
Santa Lucia
Saint Kitts y Nevis
Trinidad y Tobago
Asia Europa     Africa Oceanía
Arabia Saudita
China
Corea del Sur
India

Irán
Israel
Japon
Singapur
Alemania
Austria

Bélgica

Bulgaria
Croacia
Dinamarca

España
Finlandia
Grecia
Holanda
Hungría
Irlanda
Italia
Noruega

Polonia

Portugal
Reino Unido
República Checa

Rumania
Rusia
Suecia

Suiza

Turquía

Ucrania
Argelia
Camerún
Egipto
Kenia

Marruecos

Niger

República de Sudafrica
Túnez
Australia
Fiji

Filipinas

Indonesia
Nueva Guinea
Nueva Zelanda


Todos los países...


USUARIOS ACTIVOS:

© Embajada de Francia - Todos los derechos reservados.